1. Blog
  2. Currículum
  3. Cómo rechazar una oferta de empleo
Redactado por Susan ShorSusan Shor

Cómo rechazar una oferta de empleo

5 min. de lectura
Cómo rechazar una oferta de empleo
Diseño gráfico:Evgeniya Skubina
Estar en búsqueda de empleo no quiere decir que siempre que nos ofrezcan un puesto tengamos que decir que sí. Aquí te contamos algunos tips para rechazar un empleo y quedar bien.

¿Sabes cómo rechazar una oferta de empleo?

Estar en búsqueda de empleo no quiere decir que siempre que nos ofrezcan un puesto tengamos que decir que sí. Aquí te contamos algunos tips para rechazar un empleo y quedar bien.

No
No

Encontrarnos en una situación de búsqueda activa de empleo no significa que debamos aceptar cualquier oferta que nos llegue. Por otra parte, resulta fundamental comunicar con honestidad, elegancia y rapidez nuestra decisión, con el fin de no perjudicar a la empresa o a los seleccionadores con los que hemos contactado.

Lo cierto es que no aceptar las condiciones ofrecidas nos genera inquietud, especialmente porque pensamos que  al hacerlo podemos perder futuras oportunidades. Pero elegir supone renunciar, por lo que se trata de un proceso imprescindible para encontrar la mejor alternativa laboral.

La importancia de quedar bien

No hay que romper puentes. El futuro profesional resulta imprescindible y no resulta fácil saber qué nos puede deparar el porvenir. Quizás, en algún momento, nuestra trayectoria pueda volver a cruzarse con esa compañía o con el personal de recursos a cargo de la selección.

Por otra parte, es una cuestión, también, de respeto, educación e imagen personal. Por eso, es tan importante rechazar un trabajo de forma adecuada y reflexiva, lo que pondrá en valor nuestras softskills. Esto es aplicable a cualquier situación, tanto si has recibido a la vez una oferta más interesante como si las características de la propuesta en cuestión no son de tu agrado. No nos conviene perder contactos de futuro ni proyectar una imagen de irresponsabilidad, insensibilidad o falta de compromiso, lo que ocurriría, por ejemplo, si no respondemos. 

Dejar de contestar refleja nuestra falta de respeto al tiempo y al trabajo invertidos por el equipo de contratación.

Criterios aplicables al comunicar nuestra renuncia

Estos son los rasgos que debemos aplicar al comunicar nuestra decisión:

  1. Ser corteses, directos y honestos: Ofrecemos argumentaciones reales, pero con diplomacia. Y lo hacemos de forma natural y sincera, en todo caso con impecable educación.
  2. Responder con rapidez: A nosotros nos conviene pasar página cuanto antes y, a los seleccionadores, continuar con su proceso de captación de talento. No debemos dilatar la respuesta una vez tomada la decisión.
  3. Adecuar el formato: Cada situación es diferente. En general, un correo electrónico no demasiado largo y bien estructurado es una buena opción. Tras indicar la fecha de la entrevista y el nombre del puesto, agradeceremos en él la oportunidad y la atención recibidas. Destacaremos que ha sido valioso conocer la empresa y lamentaremos tener que declinar la propuesta por los motivos que sean, los cuales mencionaremos sin dar demasiados detalles. Si nuestra relación con el encargado de la contratación es de mayor confianza, y contamos con su contacto telefónico, podemos llamarle y explicarle verbalmente lo ocurrido. Otra opción es comunicarlo en la propia entrevista de trabajo, si tenemos claro que esa alternativa no es lo que buscamos. Con todo, la ventaja del texto escrito es que siempre queda ahí y podrá ser consultado si, en el futuro, los caminos entre las partes vuelven a cruzarse.

​Pautas a seguir al rechazar una oferta de empleo

Más allá del tipo de comunicación que decidamos emplear, debemos llevar a cabo una serie de pasos que nos permitirán comprender y explicar mejor nuestras razones. En consecuencia, gracias a ello quedaremos mejor y proyectaremos una imagen de profesional responsable y de mayor confianza:

  1. Sopesamos y anotamos las razones de nuestra negativa. No lo hacemos para compartirlas con la otra parte, sino para tener nuestras motivaciones muchísimo más claras. Además, nos ayuda a decidir mejor.
  2. Preparamos la comunicación, no improvisamos. Tanto si lo redactamos como si lo transmitimos verbalmente o por teléfono, precisamos haber trabajado antes nuestro mensaje.
  3. Consideramos la selección de personal como un servicio bidireccional en el que ambas partes han de salir ganando. Con esta concepción, esta comunicación final resultará fluida, natural y satisfactoria para todos.

En definitiva, cuando estamos en búsqueda activa de empleo y decidimos rechazar una oferta de empleo, estamos en nuestro derecho. Pero debemos comunicarlo cuanto antes a los seleccionadores, para proyectar una imagen personal óptima y no perder oportunidades de futuro.

Crea tu CV en 15 minutos
Crea tu CV en 15 minutos
Usa plantillas de CV profesionales y probadas en situaciones reales que siguen las reglas exactas para currículos de los departamentos de Recursos Humanos.
Crear mi CV
Crea tu CV en 15 minutos
Crea tu CV en 15 minutos
Usa plantillas de CV profesionales y probadas en situaciones reales que siguen las reglas exactas para currículos de los departamentos de Recursos Humanos.
Crear mi CV
Comparte este artículo
Sigue leyendo
Entrevista de trabajo11 min. de lectura
Entrevista en vídeo
Entrevista en vídeo
Trayectoria profesional4 min. de lectura
Cómo pasar de becario a empleado fijo
Cómo pasar de becario a empleado fijo
Trayectoria profesional7 min. de lectura
¿Un candidato atractivo tiene más posibilidades de conseguir un empleo?
Cómo escribir una carta de presentación
Trayectoria profesional12 min. de lectura
Tips para reincorporarse a la oficina tras el teletrabajo
Tips para reincorporarse a la oficina tras el teletrabajo
Examinar todo
Este sitio web usa cookies para optimizar la experiencia del usuario y realizar analíticas y marketing. Al hacer uso de nuestro sitio web aceptas todas las cookies, de acuerdo con nuestra Política de cookies y Política de privacidad.
Aceptar cookies