1. Blog
  2. Currículum
  3. Habilidades blandas para el currículum
Redactado por Anna MuckermanAnna Muckerman

Habilidades blandas para el currículum

14 min. de lectura
Habilidades blandas para el currículum
Diseño gráfico:Katya Simacheva
Las habilidades blandas pueden ser las cualidades más importantes que te diferenciarán del resto a la hora de conseguir tu próximo empleo. Incluir este tipo de competencias intangibles en tu currículum contribuye a demostrar que entiendes la cultura de la empresa y que podrías encajar perfectamente en ella desde el primer día.

Pero, ¿qué son exactamente las habilidades blandas y cómo incorporarlas a tu currículum? En este blog te explicaremos todo lo que necesitas saber sobre el tema, incluyendo:

  • La diferencia entre habilidades duras y blandas ("hard skills" y "soft skills")
  • Las mejores secciones para citar las habilidades blandas en el CV
  • Las habilidades blandas más importantes que buscan las empresas
  • Lista de ejemplos de habilidades blandas para el CV

¿Qué son las habilidades blandas?

Las habilidades blandas o “soft skills” son el conjunto de competencias que incluyen rasgos personales relativos a tu forma de actuar y tu rendimiento en el trabajo. Los ejemplos más comunes de habilidades blandas son la capacidad de comunicación, la gestión del tiempo, la atención al detalle, el liderazgo y la ética laboral. Las habilidades blandas suelen ser cualidades que los candidatos ya poseen, al contrario que las duras, que son las que se aprenden con la formación y/o la experiencia. Las empresas prestan especial atención a las habilidades sociales porque pueden marcar la diferencia cuando dos candidatos tienen una formación o experiencia similares.

Consejo del experto

Habilidades duras y blandas: ¿cuál es la diferencia? 

Las habilidades blandas suelen considerarse lo contrario de las habilidades duras. Mientras que las habilidades blandas son las competencias que se refieren a tu capacidad para relacionarte con los demás y gestionar tus obligaciones laborales, las habilidades duras son mucho más técnicas. Los programas de software, las herramientas y los procesos específicos del sector entrarían en la categoría de habilidades duras. Si necesitas una formación especializada o un objeto físico para realizarla, casi seguro que aquí estamos hablando de una habilidad dura.

Habilidades duras Habilidades blandas
Requieren conocimientos especializados Cualidades que siempre has tenido o que has desarrollado a través de experiencias sociales
Llegar a dominarlas puede requerir años de práctica o entrenamiento Difíciles de aprender en personas que no las tienen ya
Suele tratarse de un objeto físico o de un programa informático Suele ser la parte de los "puntos fuertes" en respuesta a "¿Cuáles son mis fortalezas y debilidades?"

En los sectores técnicos, las habilidades blandas no pueden sustituir la necesidad de habilidades duras. Por ejemplo, a un diseñador gráfico que no sepa Photoshop probablemente no le van a contratar solo por tener una actitud positiva. Sin embargo, frente a varios candidatos con las mismas competencias técnicas, un currículum con las habilidades blandas adecuadas puede situar rápidamente a un candidato en lo más alto de la lista.

Algunos ejemplos de habilidades blandas para el CV pueden ser:

  • Liderazgo
  • Gestión de equipos
  • Inteligencia emocional
  • Empatía
  • Trato con los pacientes (para los profesionales de la medicina)
  • Construcción de relaciones con los clientes
  • Buena comunicación
  • Dedicación

¿Qué habilidades blandas debo poner en mi CV?

Las dos reglas más importantes para incluir habilidades blandas en tu currículum son: precisión y relevancia. Esto significa que las habilidades blandas que describas deben reflejar tu experiencia laboral y/o tus logros, pero además ser relevantes para el trabajo que solicitas.

Las habilidades blandas que necesitas poner en tu currículum se reducen en gran medida a dos factores: tus cualidades reales y la descripción de la oferta de empleo. Seguro que puedes buscar en Google listas de las mejores habilidades blandas para el CV, pero si no son fieles a tu experiencia o no se corresponden con lo que valora la empresa, puede que no te hagan ningún favor.

Tus cualidades: Empieza por crear una “lista maestra” de todas las habilidades blandas que posees y con las que te sentirías cómodo/a en tu próximo puesto. Tus habilidades blandas deben ser sobre todo muy concretas, con ejemplos que las respalden.

La oferta de trabajo: Una vez hayas apuntado las habilidades con las que te sientes cómodo/a, vuelve a repasar la oferta de trabajo para pulir lo que más valora tu posible empleador. Busca similitudes entre tu propia lista y las habilidades blandas que se mencionan en la oferta de trabajo. Investiga los antecedentes de la empresa para conseguir más información sobre la cultura del lugar de trabajo. Valora el sector en su conjunto y piensa en qué punto del panorama general se sitúa la empresa. Estas ideas te ayudarán a reducir tu lista maestra a las 5 principales habilidades blandas que debes incluir en tu currículum.

¿Dónde poner las habilidades blandas en un CV?

Tu primer instinto podría ser ponerlas directamente en la sección de competencias del CV, pero en realidad las habilidades blandas deben colocarse a lo largo de todo el currículum, integradas de diversas maneras en casi todas las secciones. Esto incluye citar tus habilidades blandas en el perfil profesional, en el historial de empleo y (obviamente) en la lista de competencias. 

¿Dónde poner las habilidades blandas en un CV?

Aquí te explicamos paso a paso cómo incluir las habilidades blandas en tres secciones diferentes del currículum:

Perfil profesional

En la sección del perfil profesional, también conocida como extracto del CV, tus habilidades blandas pueden adoptar la forma de adjetivos personales. Dado que el extracto tiene como objetivo captar la atención del encargado de contratación, asegúrate de incluir solo las habilidades blandas más relevantes, aquellas que sabes que la empresa está buscando.

Un ejemplo de habilidades blandas integradas en el extracto del currículum podría ser: “Asistente personal altamente organizado y extravertido, con más de 7 años de experiencia programando la agenda de algunos de los nombres más importantes de la telerrealidad”.

Historial de empleo

Lo más importante de la sección de historial de empleo o experiencia personal es que ofrece espacio para respaldar tus habilidades blandas con números y datos. Cualquiera puede escribir que tiene grandes habilidades de comunicación, pero ¿cómo puede demostrarlo? Tu sección de historial de empleo es el lugar para mostrar al encargado de la contratación que tus habilidades blandas equivalen a ganancias para la empresa.

Un ejemplo de habilidades blandas para el historial de empleo del currículum podría ser: “Me comunicaba rutinariamente con más de 30 pacientes al día en una consulta privada muy concurrida, realizando un seguimiento para transmitir los resultados de las pruebas de forma precisa y oportuna”.

Sección de competencias

Aunque la naturaleza de las listas de la sección de competencias se presta bien a las habilidades técnicas, sería un error no incluir ni una habilidad blanda. La sección de competencias es el lugar perfecto para poner las habilidades blandas más específicas que no has podido desarrollar en la sección de la experiencia laboral, como por ejemplo hablar en público, negociar o actuar como mentor/a. Estas habilidades pueden aparecer por sí mismas, mientras que otro tipo de ideas como la creatividad o la comunicación suelen necesitar alguna explicación adicional.

Algunos ejemplos de habilidades blandas para poner en el currículum pueden ser: storytelling, voluntad de aprender, redacción de subvenciones, resolución de conflictos, gestión de equipos o capacidad de toma de decisiones.

Las 7 mejores habilidades blandas para el CV con ejemplos

¿Todavía estás un poco atascado/a pensando en qué habilidades blandas son las mejores para tu currículum? Aquí te dejamos nuestra lista de ejemplos de las 7 mejores habilidades blandas para el currículum, que puedes modificar según tus propias necesidades y experiencia: colaboración, adaptabilidad, ingenio, actitud positiva, ética del trabajo, voluntad de aprender, pensamiento crítico.

A continuación vamos a analizarlas con más detalle, mencionando algunas competencias más concretas relacionadas con cada una de ellas.

1. Colaboración

La colaboración es un término muy amplio que engloba diversas competencias relacionadas con el trabajo compartido. Esta habilidad blanda implica que escuches activamente a tus compañeros de equipo y que trabajes con ellos hacia un objetivo común. Esto significa que a veces puedes dar un paso adelante para liderar a otros, pero que también eres capaz de seguir instrucciones en caso necesario. Algunas habilidades blandas para el CV relacionadas con la colaboración son:

  • Habilidades interpersonales
  • Trabajo en equipo
  • Liderazgo
  • Empatía
  • Resolución de conflictos
  • Hablar en público
  • Tolerancia
  • Comunicación

2. Adaptabilidad

Si 2020 y 2021 nos han enseñado algo es que las situaciones pueden cambiar casi en un instante. Saber adaptarse y ser flexible cuando surgen nuevos retos es uno de los rasgos más importantes que buscan las empresas. Esto es aún más cierto cuando se trata de solicitar empleos de atención al cliente de nivel básico, como barista o dependiente, donde pueden cambiar semanalmente los turnos y los horarios. Aquí tienes una lista de habilidades blandas relacionadas con la adaptabilidad:

  • Flexibilidad
  • Seguir instrucciones
  • Optimización en función de la información recibida
  • Manejo del estrés
  • Capacidad de adaptarse a trabajar de forma independiente

3. Recursos internos

Relacionado con la adaptabilidad, tus recursos internos constituyen tu capacidad para sacar el máximo partido a lo que tienes y encontrar soluciones creativas cada vez que surgen nuevos problemas. Muchas empresas innovadoras buscan candidatos que no sean meras máquinas de memorizar, sino que puedan aportar enfoques originales a situaciones difíciles. Aquí tienes algunos ejemplos de habilidades blandas para el curriculum vitae relacionadas con tu capacidad de recursos:

  • Trabajar bien bajo presión
  • Pensamiento creativo
  • Resolución de problemas
  • Soluciones innovadoras
  • Organización

4. Actitud positiva

Esta es una habilidad blanda más antigua que el sol, pero tener una actitud positiva sigue siendo importante. Mostrar la forma en la que eres capaz de trabajar puede contribuir a crear una buena primera impresión de ti. Aquí tienes una lista de habilidades blandas relacionadas con la actitud positiva:

  • Carismático/a
  • Extravertido/a
  • Amigable
  • Cordial
  • Paciente
  • Motivado/a
  • Inspirador

5. Ética laboral

En ciertos sectores la capacidad de llegar temprano y quedarse hasta tarde es prácticamente un requisito. La ética laboral tiene que ver con tu compromiso con el trabajo y con el esfuerzo que realizas para aportar resultados a la empresa. Si necesitas mostrar tu interés por el empleo, tu mejor opción pueden ser los ejemplos de habilidades blandas para el CV relacionados con la ética laboral:

  • Motivado/a
  • Buena resistencia física o mental
  • Desempeño eficaz en un ambiente laboral dominado por plazos de entrega
  • Ética de trabajo positiva
  • Determinación
  • Enfocado/a en el trabajo
  • Concentración

6. Voluntad de aprender

En el caso de los estudiantes, becarios y aspirantes de nivel básico, el deseo de aprender cosas nuevas es una de las aptitudes más importantes que hay que transmitir en el currículum. Es probable que te enfrentes a otros candidatos con la misma formación o con las mismas aptitudes, así que es fundamental que muestres interés por adquirir nuevos conocimientos en el sector. Aquí tienes una lista de habilidades blandas relacionadas con la voluntad de aprender:

  • Escucha activa
  • Capacidad para seguir instrucciones
  • Aceptar bien las críticas
  • Autoconciencia
  • Profesionalidad
  • Disposición a probar cosas nuevas

7. Pensamiento crítico

La competencia es muy fuerte, por lo que las empresas buscan candidatos con ideas originales sobre cómo hacer las cosas mejor y de forma diferente. Si tu empresa valora un enfoque inteligente, es imprescindible mencionar habilidades blandas relacionadas con el pensamiento crítico. Echa un vistazo a estos ejemplos de habilidades blandas para el currículum:

  • Eficiencia
  • Planificación estratégica
  • Competencias artísticas
  • Programación
  • Negociación
  • Observación crítica
  • Gestión del flujo de trabajo
  • Iniciativa propia
  • Buena implementación de cambios
Crea tu CV en 15 minutos
Crea tu CV en 15 minutos
Usa plantillas de CV profesionales y probadas en situaciones reales que siguen las reglas exactas para currículos de los departamentos de Recursos Humanos.
Crear mi CV
Crea tu CV en 15 minutos
Crea tu CV en 15 minutos
Usa plantillas de CV profesionales y probadas en situaciones reales que siguen las reglas exactas para currículos de los departamentos de Recursos Humanos.
Crear mi CV
Comparte este artículo
Sigue leyendo
Carta de presentación23 min. de lectura
Carta de presentación: logre la primera buena impresión sobre su CV
Carta de presentación: logre la primera buena impresión sobre su CV
Currículum5 min. de lectura
Cómo escribir un buen extracto personal en tu CV
Cómo escribir un buen extracto personal en tu CV
Trayectoria profesional8 min. de lectura
Objetivos de empleo más allá de las subidas salariales
Objetivos de empleo más allá de las subidas salariales
Trayectoria profesional6 min. de lectura
Cómo y dónde encontrar trabajo durante tu erasmus
Cómo y dónde encontrar trabajo durante tu erasmus
Examinar todo
Este sitio web usa cookies para optimizar la experiencia del usuario y realizar analíticas y marketing. Al hacer uso de nuestro sitio web aceptas todas las cookies, de acuerdo con nuestra Política de cookies y Política de privacidad.
Aceptar cookies